Preparando los estudiantes para el futuro mediante la educación ambiental

Una de las mejores partes de mi labor en la Oficina de Educación Ambiental de EPA es conocer a educadores ambientales creativos y comprometidos, así como tener la oportunidad de destacar su trabajo. De aquí hasta el 13 de marzo, estaremos aceptando solicitudes para el Premio Presidencial de Innovación para Educadores Ambientales (PIAEE, por sus siglas en inglés).
Nos comunicamos recientemente con Nathaniel Thayer Wight que da clases sobre la energía sostenible en la Academia de Diseño y Construcción del Bronx en el sur del Bronx. Él compartió con nosotros su pasión por la educación ambiental y cómo el premio PIAEE ha impactado su trabajo y escuela.
¿Por qué se interesó en la educación ambiental (EE, por sus siglas en inglés)?
Mi exposición inicial a la sostenibilidad medioambiental evolucionó en mi interés en la educación ambiental. Yo me crié en una isla donde los residentes usaban energía renovable para cumplir con sus necesidades eléctricas. Después de la universidad, mientras fui miembro del Cuerpo de Paz de EE.UU. en la República Dominicana, trabajé en el desarrollo comunitario sostenible, donde me enfoqué en la agricultura y el identificar soluciones para la erosión del suelo. Finalmente, llegué a la Ciudad de Nueva York. Ya llevo más de diez años enseñando en la misma escuela superior.

A lo largo del tiempo he desarrollado una pasión por llevar los conocimientos acerca del medio ambiente y la energía a la educación urbana. Estoy profundamente interesado en enseñarle a los estudiantes sobre la interacción entre la energía y nuestro medio ambiente urbano, cómo identificar los problemas ambientales, y más importante aún, cómo resolver estos problemas en una manera sostenible.
¿Qué rol tiene la educación ambiental en su escuela?
Yo trabajo en una escuela vocational y de educación técnica, la Academia de Diseño y Construcción del Bronx, y siempre he estado motivado para enseñar a nuestra juventud sobre las tecnologías sostenibles a través del lente de educación ambiental. Mis estudiantes están aprendiendo sobre la economía y el medio ambiente, y cómo esto se relaciona a las vocaciones de construcción como la electricidad, la plomería, la carpintería, la calefacción, la ventilación, el aire acondicionado y la pre-ingeniería.

Al enfocar nuestra visión en asuntos ambientales, como el cambio climático, reflejamos la misión de nuestra escuela en proveer una educación técnica y de carreras para el siglo XXI.
¿Qué impacto ha tenido en su trabajo y en su escuela el haber ganado el premio PIAEE?
El galardón del PIAEE, el resultado de mis pasados diez años de trabajo ambiental en el Sur del Bronx, realmente me ha permitido fortalecer y solidificar los proyectos ambientales en los cuales siempre he trabajado en mi escuela.
El premio ayudó a destacar y dar reconocimiento a nuestro próximo gran proyecto: la construcción del Centro de Investigación Ambiental y de Energía. El centro:

  • Proveerá un centro educativo modelo donde tanto los estudiantes como miembros de la comunidad podrán estudiar acerca de los sistemas de energía renovables;
  • Destacará sistemas avanzados de energía renovable a nivel de la calle de los cuales podrán aprender los estudiantes, profesionales, académicos, ingenieros y visitantes;
  • Proveerá una instalación de energía de emergencia fuera de la red que podrá ser utilizada por la comunidad durante apagones y en otros momentos de necesidad;
  • Proveerá energía a un invernadero fuera de la red para cultivar alimentos orgánicos para la venta a la comunidad.

Este premio también me permitirá reunirme con un grupo de maestros increíbles que trabajan incansablemente en el campo de la educación ambiental. Es muy beneficioso poder compartir nuestras experiencias. Definitivamente hemos aprendido mucho los unos de los otros.

 

¿Hay algo que quiera compartir de su experiencia en la enseñanza de la educación ambiental o tiene consejos útiles que quiera ofrecer a sus compañeros educadores ambientales?
La educación ambiental ayuda a nuestros estudiantes a hacer conexiones entre la salud humana y la salud de la Tierra, identificar los factores antropogénicos que afectan los ecosistemas de la tierra, y reconocer las relaciones simbióticas que nos vinculan a otros organismos en nuestro planeta. El entender estas conexiones nos motiva a tomar acción. A todos aquellos que enseñan educación ambiental, continúen realizando su gran labor. ¡Es de vital importancia!

 

Si usted es un maestro de K-12 grados que combina su entusiasmo por la educación ambiental con una pasión por enseñar, considere solicitar para un PIAEE. El plazo para las solicitudes se vence el 13 de marzo de 2015. Gracias a Nathaniel y otros de nuestros maestros galardonados anteriormente por su educación. ¡Continúen su gran labor!
Acerca del autor: Nathaniel Thayer Wight se crió en las Islas San Juan, localizadas en el extremo noroeste de Puget Sound en el estado de Washington. Después de completar sus estudios universitarios y dos años de servicio para el Cuerpo de Paz, Nathaniel se trasladó a la Ciudad de Nueva York y terminó su maestría en Teachers College de la Universidad de Columbia. Nathaniel ha trabajado en el mismo edificio de la escuela superior en el Sur del Bronx en la Ciudad de Nueva York por los pasados diez años. Un educador apasionado por temas relacionados al medio ambiente, la energía y la sostenibilidad, Nathaniel disfruta en poder ayudar a sus estudiantes a hacer las conexiones entre los problemas ambientales y las tecnologías sostenibles. Cuando Nathaniel no está enseñando acerca de la energía sostenible, se encuentra viajando con su familia, tocando la guitarra, cultivando su huerto urbano, y pasando el mayor tiempo posible con su esposa y su bebé llamada Sol.

 

Emily Selia trabaja en comunicaciones y alcance público en la Oficina de Educación Ambiental de EPA. En su tiempo libre, ella está haciendo todo lo posible por estar al aire libre como naturalista voluntaria, instando a los niños que aprendan acerca de nuestros ecosistemas locales.

 

030615 EE blog photo Ebvuried

 

030615 Enviro2

 

Editor's Note: The views expressed here are intended to explain EPA policy. They do not change anyone's rights or obligations. You may share this post. However, please do not change the title or the content, or remove EPA’s identity as the author. If you do make substantive changes, please do not attribute the edited title or content to EPA or the author.

EPA's official web site is www.epa.gov. Some links on this page may redirect users from the EPA website to specific content on a non-EPA, third-party site. In doing so, EPA is directing you only to the specific content referenced at the time of publication, not to any other content that may appear on the same webpage or elsewhere on the third-party site, or be added at a later date.

EPA is providing this link for informational purposes only. EPA cannot attest to the accuracy of non-EPA information provided by any third-party sites or any other linked site. EPA does not endorse any non-government websites, companies, internet applications or any policies or information expressed therein.