La incognita del asma entre los hispanos

Normal
0

false
false
false

EN-US
X-NONE
X-NONE

/* Style Definitions */
table.MsoNormalTable
{mso-style-name:”Table Normal”;
mso-tstyle-rowband-size:0;
mso-tstyle-colband-size:0;
mso-style-noshow:yes;
mso-style-priority:99;
mso-style-parent:””;
mso-padding-alt:0in 5.4pt 0in 5.4pt;
mso-para-margin-top:0in;
mso-para-margin-right:0in;
mso-para-margin-bottom:8.0pt;
mso-para-margin-left:0in;
line-height:107%;
mso-pagination:widow-orphan;
font-size:11.0pt;
font-family:”Calibri”,”sans-serif”;
mso-ascii-font-family:Calibri;
mso-ascii-theme-font:minor-latin;
mso-hansi-font-family:Calibri;
mso-hansi-theme-font:minor-latin;
mso-bidi-font-family:”Times New Roman”;
mso-bidi-theme-font:minor-bidi;}

Por Elias Rodríguez,

Fue un día brumoso y caliente cuando me senté en el salón de clases de mi escuela primaria en la ciudad de Nueva York. De pronto, la atención de todos se fijó en el sonido sibilante y las dificultades respiratorias de mi compañero de clase. Ángel era uno de los chicos más altos de nuestra clase, pero estaba claramente en apuros y la imagen de su dolor es memorable. Ahora entiendo que mi amigo estaba teniendo un ataque de asma. Afortunadamente, nuestra maestra sabía exactamente qué hacer y el inhalador que tenía dentro de su escritorio y listo.

Nuestra escuela pública se encontraba adyacente a una carretera principal conocida como el FDR Drive la cual serpentea por el lado este de Manhattan y cerca del puente de Williamsburg. La combinación de alta densidad de población, autos, camiones y la actividad industrial formaba una receta para pobre calidad del aire.

Ángel y muchos de mis vecinos compartíamos una ascendencia puertorriqueña. Al día de hoy, me quedo perplejo por la tasa desproporcionadamente alta de asma entre los latinos. Los hispanos tienen 30 por ciento más probables de ir al hospital por casusa del asma en comparación con los blancos no hispanos. Por razones que no se entienden completamente, los puertorriqueños tienen el doble de la tasa de asma en comparación con la población latina en general.

Sabemos que la incidencia del asma ha aumentado en la población general en los últimos dos decenios – ¿Pero qué explica estas disparidades alarmantes? ¿Serán las razones económicas? Los grupos en los estratos de menores ingresos demuestran efectos en la salud más adversos como resultado de la escasez de recursos y menor acceso a la atención médica de calidad. ¿Sera la explicación ligada a la localización? ¿Sera que la propensión de ciertos grupos para buscar empleo en los centros metropolitanos conlleva a una mayor incidencia en conglomerados geográficos? ¿Podrá la cultura ser una clave? El español fue el primer idioma de mis padres y hay vínculos entre la limitada competencia en el inglés y barreras a la atención de calidad médica. Nos encantaría escuchar vuestras teorías. Hallar la solución a este misterio médico y socioeconómico es imprescindible para todos nosotros ya que se estima que los gastos médicos asociados con el asma sobrepasan un asombroso $50 mil millones anualmente.

La explicación de estas tasas de asma entre los grupos demográficos es compleja y multidisciplinaria. La buena noticia es que tenemos el poder para tomar medidas preventivas. Mayo es el Mes de Concienciación sobre el Asma y es una gran oportunidad para recordarle a la gente que tener un Plan de Acción para el asma es uno de los consejos claves que la EPA ofrece a las personas que viven con el asma.

La EPA también anima a la gente a saber la calidad del aire local en Air Now. El sitio en la red utiliza un sistema de códigos con colores para mostrar si los contaminantes atmosféricos superan los estándares de calidad del aire e indica el impacto del aire en las diferentes poblaciones. Pruébalo en airnow.gov  Utilice los recursos. ¡Obtenga un plan y Adelante!

Sobre el autor: Elías sirve como portavoz de la EPA en la Región 2. Antes de unirse a la EPA, el nuyorican trabajó en Time Inc. para las revistas Time, Life, Fortune y People. Es un graduado de Hunter College, Baruch College y el Instituto Teológico de la Asamblea de Iglesias Cristianas en Nueva York.

 

Editor's Note: The views expressed here are intended to explain EPA policy. They do not change anyone's rights or obligations. You may share this post. However, please do not change the title or the content, or remove EPA’s identity as the author. If you do make substantive changes, please do not attribute the edited title or content to EPA or the author.

EPA's official web site is www.epa.gov. Some links on this page may redirect users from the EPA website to specific content on a non-EPA, third-party site. In doing so, EPA is directing you only to the specific content referenced at the time of publication, not to any other content that may appear on the same webpage or elsewhere on the third-party site, or be added at a later date.

EPA is providing this link for informational purposes only. EPA cannot attest to the accuracy of non-EPA information provided by any third-party sites or any other linked site. EPA does not endorse any non-government websites, companies, internet applications or any policies or information expressed therein.