Skip to content

Desencadene su niño interior

2013 March 28

La otra noche cuando mi hija más pequeña se preparaba para dormir, me preguntó algo que me ha estado dando vueltas en la cabeza desde entonces. “¿Mami, por qué los adultos pierden su creatividad cuando son mayores? ¡Imagínate lo que los niños podrían inventar! Su perspicacia me dejó muda mientras trataba de encontrar una explicación atinada.

¿A medida que crecemos y maduramos, qué suprime nuestra creatividad? ¿Por qué somos menos aventureros y menos dispuestos a tomar riesgos? He visto cómo muchos niños absorben nuevos idiomas como esponjas, mientras que los adultos parecen perder la habilidad de “escuchar y pronunciar” nuevos sonidos.  Mientras podría haber algún factor fisiológico envuelto, me parece que las normas de la gramática del vernáculo se convierten en el obstáculo mayor a aprender nuevos idiomas.  Lo mismo parece suceder con las ciencias y las matemáticas a veces. Me explico.

Me acuerdo jugar el juego de la “Ruleta de la Ciencia” en varias exhibiciones de educación ambiental. Los niños pequeños le daban la vuelta a la ruleta entusiastamente para jugar y adivinaban las respuestas aún cuando no tenían idea de la contestación correcta. Mientras tanto, muchos padres, al contrario, literalmente adoptaban una mirada de pánico de simplemente ver la palabra “ciencia” escrita y dudaban mucho al responder. ¿Por qué será? ¿Acaso las normas y prácticas tradicionales de la sociedad nos impiden pensar de manera creativa? ¿Acaso eso es parte del proceso de madurar?

¿No han notado cómo muchos de los inventores, artistas, directores de cine más creativos son criticados por “actuar demasiado como niños?” No creo que se trate de que tengan un complejo de Peter Pan. Al contrario, estos adultos creativos ven mucho más allá de las convenciones tradicionales. Nosotros, como sociedad, explicamos ese comportamiento singular diciendo que estos individuos creativos actúan demasiado como niños. Qué pena.

Hace algún tiempo cuando trabajaba con mis colegas en la Oficina de Investigación y Desarrollo de EPA en un proyecto para destacar la labor de ingenieros y científicos de EPA, noté que compartían algo en común.  No se trataba de su amor por las ciencias y las matemáticas. Era algo más profundo.  Era ese sentido de asombro.  Ese sentido de curiosidad y muchos también estaban muy interesados en la naturaleza y actividades al aire libre.

¿Entonces, por qué no instamos a nuestros niños a darle rienda suelta a su creatividad? Tanto los niños como el mundo se beneficiarían en el proceso. ¿Qué le parece? ¿Cuál es su sentir al respecto?

Acerca de la autora: Lina M. F. Younes ha trabajado en la Agencia de Protección Ambiental de EE.UU. desde el 2002 y se desempeña, en la actualidad, como portavoz hispana de la Agencia, así como enlace de asuntos multilingües de EPA. Además, ha laborado como la escritora y editora de los blogs en español de EPA durante los pasados cuatro años. Antes de unirse a la Agencia, dirigió la oficina en Washington, DC de dos periódicos puertorriqueños y ha laborado en varias agencias gubernamentales a lo largo de su carrera profesional en la Capital Federal.

Editor's Note: The opinions expressed in Greenversations are those of the author. They do not reflect EPA policy, endorsement, or action, and EPA does not verify the accuracy or science of the contents of the blog.

2 Responses leave one →
  1. Sara García González permalink
    April 18, 2013

    Querida Lina,

    Gracias por compartir este artículo que me hizo recordar una de tantas preguntas que me hace mi niña de siete años preguntando siempre “por qué” ¿por qué no hacemos todos los días nuevos proyectos, proyectos de ciencia o cosas divertidas juntas como el explorar el medio ambiente, el caminar para oler nuevas aromas en los ríos y parques verdes de Oregón o ir caminar alrededor de sus cascadas? El día de hoy este artículo me ha inspirado y motivado para emprender y hacer una ruleta con actividades diarias que no cuesta ningún centavo, solo es cuestión de ponerlo en práctica en base a las metas personales de cada individuo y familia.
    El ser humano necesita de una motivación e inspiración para poder salir adelante y guiar a los que les rodean compartiendo su sabiduría y practicando su imaginación que está dormida ante los problemas de la vida diaria. Actualmente soy educadora de padres en el que mi deber es el buscar estrategias para conectar a la familia como un solo ser en el que practiquen habilidades positivas para su persona, familia, comunidad, sociedad y medio ambiente en general. Trabajemos con juntos por un mejor ambiente.
    ¡Éxito en la vida!
    Sara García

    • lyounes permalink*
      April 19, 2013

      Gracias por sus Gentiles palabras. Es cierto. Debemos dar rienda suelta a Nuestra creatividad para el beneficio de nuestros hijos y para el nuestro tambien. Saludos.

Leave a Reply

Note: You can use basic XHTML in your comments. Your email address will never be published.

Subscribe to this comment feed via RSS