Skip to content

Lectura verde: Una hoja a la vez

2012 March 1

Por Lina Younes

Recientemente tuve la oportunidad de ir a leer en la escuela de mi hija menor. Mientras me ofrecí como voluntaria para esta tarea de lectura de manera entusiasta, el proceso de seleccionar el libro adecuado no fue tan fácil. Revisé varios libros infantiles que teníamos en casa. En la revisión preliminar no encontré ninguno en particular que me llamara la atención inicialmente. Estaba inclinada a escoger un cuento sobre la ranita puertorriqueña conocida como el coquí que me permitiría hablar de uno de mis temas favoritos. Sin embargo, mi hija no veía la selección con el mismo entusiasmo. Aunque no había recibido ningunas instrucciones específicas sobre el valor educativo de esta oportunidad de lectura, sabía que tenía que cumplir con otras normas impuestas por mi hija y sus compañeros de clase: el libro no podía ser aburrido ni considerado demasiado infantil. Entonces, se me encendió la bombilla y tuve un momento revelador y se me ocurrió el libro perfecto para enseñar a los niños a proteger el medio ambiente: El Lorax escrito por Dr. Seuss.

Gracias a una colega, pude llevar a la escuela un peluche del Lorax que mostré mientras relataba la historia de este personaje que hablaba en nombre de los árboles. Me dio mucho gusto ver a los niños escuchar atentamente mientras leía el libro. Hasta me dio tiempo para preguntarles acerca de lo que habían aprendido y sus ideas sobre cómo todos podíamos proteger el medio ambiente. ¿Cuáles fueron algunas de sus recomendaciones? De hecho, muchas de las acciones que recomendaron coincidieron con los consejos de EPA:

  • No echar basura al piso
  • Reciclar
  • Apagar las luces cuando abandona la habitación
  • Cerrar el grifo mientras se cepilla los dientes
  • Correr bicicleta
  • Sembrar un árbol

Estos estudiantes de cuarto grado hicieron muy buenas sugerencias. Si está buscando buen material de lectura para sus hijos, El Lorax es un buen libro a considerar. Si está buscando materiales didácticos para el salón de clases o su hogar, hay buenas herramientas educativas inspiradas por este clásico que será llevado a la pantalla cinematográfica próximamente. Y cuando comience oficialmente la primavera, por qué no sembrar un árbol?

Antes de concluir, quisiera dejarles con esta idea. Estoy sirviendo de abogado del diablo aquí–¿acaso piensan que todo el mercadeo relacionado con el estreno de la película del Lorax va en contra de la comercialización denunciada por el libro original? ¿Cuáles son sus ideas al respecto? Como siempre, quisiéramos escuchar su sentir al respecto.

Acerca de la autora: Lina M. F. Younes ha trabajado en la EPA desde el 2002 y se desempeña la persona encargada de alcance público y comunicaciones multilingües en la Oficina de Asuntos Externos y Educación Ambiental de la Agencia de Protección Ambiental de EE.UU. Antes de integrarse a la labor de la EPA, trabajó como periodista dirigiendo la oficina en Washington de dos periódicos puertorriqueños y ha laborado en varias agencias gubernamentales.

Editor's Note: The opinions expressed here are those of the author. They do not reflect EPA policy, endorsement, or action, and EPA does not verify the accuracy or science of the contents of the blog.

Please share this post. However, please don't change the title or the content. If you do make changes, don't attribute the edited title or content to EPA or the author.

Tags:
No comments yet

Leave a Reply

Note: You can use basic XHTML in your comments. Your email address will never be published.

Subscribe to this comment feed via RSS