Nunca es demasiado tarde para una resolución para el nuevo año

Parte de mi rutina matutina consiste en preparar el almuerzo para mi hija menor. A pesar de que su escuela alienta a los padres a proveer almuerzos con el mínimo de desechos he encontrado que últimamente no he estado observando las prácticas más beneficiosas para el medio ambiente. A pesar de que había adquirido varios conjuntos de plásticos reutilizables, estos envases reutilizables permanecen en el gabinete sin usar. Por otra parte, he estado utilizando un promedio de dos pequeñas bolsas desechables para sándwich diariamente al preparar su almuerzo. Estas bolsas desechables se acumulan y terminan en nuestros vertederos.

Tengo que confesar que el ser realmente “verde” conlleva un esfuerzo mayor. Sea pereza o simplemente malos hábitos, pero es fácil caer en la trampa de no minimizar los desechos, no ahorrar energía o no ahorrar agua. Por lo tanto, he decidido que aunque ya estamos en el mes de febrero, voy hacer una nueva resolución ambiental para el nuevo año. Me he comprometido a utilizar envases reutilizables al preparar el almuerzo para que mi hija se los lleve a la escuela o yo me los lleve al trabajo. Al cumplir con este compromiso diariamente, evitaré que más de 500 bolsas desechables lleguen a los vertederos en un año.

Por lo tanto, aunque la mayoría de nuestras resoluciones tradicionales quizás no sobrevivieron la primera semana de enero, sería bueno que nos redoblemos nuestros esfuerzos a favor del medio ambiente. Me encantaría escuchar su sentir sobre este tema. ¿Ha podido minimizar las envolturas y desechos durante el almuerzo? Tengo que destacar que no podemos promover marcas ni productos comerciales, pero los consejos son definitivamente bienvenidos porque nunca es demasiado tarde para hacer una nueva resolución verde cualquier día del año.

Para más sugerencias sobre cómo reducir desechos y reciclar, visite nuestros consejos para el consumidor. Estoy segura que encontrará algo “verde” para hacer hoy mismo.

Sobre la autor: Lina M. F. Younes ha trabajado en la EPA desde el 2002 y está a cargo del Grupo de Trabajo sobre Comunicaciones Multilingües. Como periodista, dirigió la oficina en Washington de dos periódicos puertorriqueños y ha laborado en varias agencias gubernamentales.